A raíz de la diáspora producida por la Guerra Civil, una parte de mi familia fue a parar a Bolivia. Cuenta la mitología familiar que mi tío abuelo, de la rama Cerdá, de San Andrés, nieto de campesinos de Lérida, hijo de mozo de maquinista ascendido con el tiempo a maquinista de primera que condujo...