Los últimos años han significado en el ámbito de las artes escénicas la vuelta al primer orden del texto como articulador de espectáculos. La dramaturgia vuelve a encontrase con un espacio de difusión y estudio, amén de convertirse ella misma en el motor y receptáculo de las motivaciones y obsesiones de nuestra época. Parece ser...